EMOCIONANTE: CUATRO GEMELOS SEPARADOS AL NACER SE REENCONTRARON POR CASUALIDAD

EMOCIONANTE: CUATRO GEMELOS SEPARADOS AL NACER SE REENCONTRARON POR CASUALIDAD

0 355

Cómo en una novela es la historia de dos pares de gemelos que fueron intercambiados al nacer, en 1988, y se reencontraron por azar y curiosidad, dos años atrás, cuando los protagonistas tenías 24 años, en Colombia.

Una amiga de la oficina de uno de ellos, Jorge Enrique Bernal Castro, fue a la carnicería en la que estaba trabajando William Cañas Velasco.

Y descubrió el parecido de ambos: flacos, de cara huesuda, boca pequeña y sonrisa pícara.

Le tomó la foto al “Jorge carnicero” y se la mostró al “Jorge oficinista”, quien no salió de su asombro.

Días más tarde, se pusieron en contacto. Jorge conoció a William; y la sorpresa se duplicó -o cuadriplicó- cuando cayeron en la cuenta de que quienes creían que eran sus respectivos hermanos mellizos, Carlos Bernal Castro y Wilber Cañas Velasco, también eran iguales entre sí, además de ser bastante diferentes a Jorge y William.

La historia recorrió el mundo al ser publicada por el diario The New York Times…

Carlos y Wilber son corpulentos, de cabeza más grande, labios carnosos y expresión más seria.

A medida que se fueron conociendo se dieron cuenta de que mientras Jorge y William eran más dicharacheros, bromistas y desenfadados, Carlos y Wilber eran más medidos con las palabras, poco tolerantes a las bromas, rápidos para enojarse y cuidadosos de su imagen.

Más

Los celulares de Wilber y Carlos eran casi tan parecidos entre sí como sus dueños, blancos, que aseguraron que habían comprado por separado, así como la misma tendencia a juguetear con ellos cuando la conversación no les resulta interesante.

“Creo que bailamos mejor (que Jorge y William)”, agregó entre risas Carlos, para marcar otra similitud entre ellos que los distingue de sus hermanos.

William creció con Wilber, pero algunas diferencias lo hicieron dudar en ocasiones de que fueran hermanos.

No mencionó el baile, pero sí lo que ocurrió cuando ingresaron al Ejército: en las pruebas de sangre salió que tenían factor RH diferente.

Se le hizo raro, pero como quien tomó las muestras le dijo que era normal, lo dejó ahí.

Separados por error

Jorge explicó cómo cree que ocurrió el error que llevó a que los hermanos terminaran separados y mezclados.

William y Jorge nacieron el 21 de diciembre de 1988, en el Hospital Materno Infantil de Bogotá y Wilber y Carlos nacieron un día después en el departamento de Santander.

Como Carlos no se encontraba bien, lo trasladaron junto a su hermano al Materno Infantil de Bogotá para que lo trataran.

Jorge cree que los pusieron a todos en la misma sala y que se habrá caído alguna o algunas de las pulseras que identifican a los niños en los hospitales y que luego se las colocaron a los bebés equivocados.

A todos les dieron el alta el mismo día. William se fue con Wilber para Santander, a una zona rural, y Carlos se quedó con Jorge en Bogotá.

Deja tu comentario