INVESTIGAN OCHO CONTACTOS DEL ARA SAN JUAN ANTES DE DESAPARECER

INVESTIGAN OCHO CONTACTOS DEL ARA SAN JUAN ANTES DE DESAPARECER

0 99

La Armada Argentina confirmó este martes que la madrugada del 15 de noviembre, horas antes de la desaparición del “ARA San Juan”, el capitán del navío hizo ocho llamadas satelitales en las que informó sobre una falla del submarino que presuntamente pudo ser subsanada.

Enrique Balbi, cuando presentó un nuevo reporte sobre la situación del búsqueda del submarino, confirmó a la prensa la existencia de las llamadas satelitales, mientras precisó que el aviso de la Armada “ARA Malvinas Argentinas” se encontraba inspeccionando un “contacto” situado a unos 940 metros de profundidad, para tratar de determinar si se trata del submarino desaparecido.

Ese 15 de noviembre el ARA San Juan había informado la entrada de agua de mar cuando realizaba el snorkel y estaba cargando baterías, en momentos de gran oleaje. El agua se dirigió por el sistema de ventilación a una bandeja de conexión de las baterías de proa provocando un cortocircuito y humo, según se reportó el capitán al comando superior.

Pocas horas después se produjo una explosión que fue detectada por la Organización para la Prohibición Total de Pruebas Nucleares (CTBTO, por sus siglas en inglés) y que podría estar vinculada al submarino.

Balbi dijo que, pese a la avería reportada, “todos los buques mensualmente y antes de cada navegación hacen pruebas de 48 horas, equipo por equipo, sistema por sistema, válvulas, tuberías, todo se prueba antes de zarpar”.

“Desde que se produjo la falla, el comandante empezó a comunicarse por voz y por datos. Hay dos o tres de telefonía y dos de datos. En ellas, se informa la falla y después la solicitud del cambio, disminuyendo la cantidad de días en el campo de operaciones. Hubo una -llamada- que duró entre seis y siete minutos y fue el último contacto entre los jefes de operaciones”, comentó.

En tanto, al referirse al “contacto” que está siendo analizado, dijo que se trata de un objeto “metálico o no metálico, detectado por el buque chileno ‘Cabo de Hornos’ a 940 metros de profundidad”. El contacto que está siendo explorado es uno de los tres que aún falta verificar, después de que otros tantos hayan sido descartados.

Fuente: NA

Deja tu comentario